Actualidad

A+ A-

Se pone en marcha una campaña de reciclado de aceite doméstico dada la contaminación del fluido

2292

Es de sobra conocida la alta contaminación que provocan los aceites domésticos, al margen de los problemas que produce en las tuberías de las viviendas. Con tal motivo, la Consejería de Desarrollo Sostenible y Ordenación del Territorio, en colaboración con diversos ayuntamientos, entre ellos, el de Alhama, han puesto en marcha una campaña para su recogida selectiva y su transformación.

La campaña se inició en el municipio hace una semanas, a través de la Concejalía de Medio Ambiente, con una carta buzoneada en el municipio y con la puesta en marcha del servicio. Dados sus buenos resultados, el edil responsable del área, José Miguel Muñoz, agradecía, esta mañana en rueda de prensa, la colaboración ciudadana y hacía hincapié en la importancia de este reciclado.

Un residuo urbano particularmente contaminante es el derivado del consumo de aceites domésticos - soja, girasol y oliva – que una vez utilizados, generalmente, son vertidos a la red de alcantarillado.

El efecto de esta acción produce una importante agresión al medio ambiente si no se procede a una depuración total de las aguas residuales, dificultando su reutilización. Además, este fluido conlleva un alto coste de mantenimiento para los sistemas de alcantarillado y, sobre todo, las instalaciones de las depuradoras que los procesan.

Por otra parte, los beneficios económicos y ambientales, las grasas y aceites poseen multitud de aplicaciones como compostaje para la agricultura; lubricantes, ceras, pinturas y productos de cosmética para la industria y biodiésel para la industria energética (por cada litro de aceite tratado se obtiene, prácticamente, un litro de biodiésel).

Sin duda, sobran razones para que todo el mundo se tome muy en serio esta campaña para la que se ha puesto a disposición de los vecinos unos embudos especiales que, arroscándolos, se adaptan a las botellas de refrescos o agua que, habitualmente se desechan en los domicilios. Una vez que el aceite usado esté frío, se echa a la botella. Llenada la botella se puede depositar en unos contenedores especiales instalados tanto en los edificios públicos como en diversos comercios.

Por tal motivo, los contenedores están siempre en lugares controlados que, una vez llenos, se trasladan a la planta de reciclaje y valoración donde las botellas se introducen en una máquina que les extrae el aceite y, donde la botella es transformada en granza de plástico, por lo que también es reciclada.

Los mencionados embudos así como los contenedores de aceite se pueden localizar en diversos comercios y espacios municipales.

Alhama, 26 de febrero de 2008

Fuente:

Comenta esta noticia en Facebook

Alhama de Murcia en las Redes

Este sitio web utiliza cookies para facilitar y mejorar la navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información